Suicidio, ¿cómo prevenirlo? | Ep. 50

¡Hola bonitas! Bienvenidas un domingo más al Podcast de Somos Estupendas. Esperamos que hayáis disfrutado de las vacaciones y vengáis con las pilas cargadas, porque esta nueva temporada empieza hoy con un tema fuerte. Elizabeth, @Esmipsicologa en Instagram, viene a hablarnos del suicidio y cómo prevenirlo.

Las cifras hablan por sí solas, pero es importante ir más allá de los números y conocer los mitos y los aspectos clave para ayudar a una persona querida que está pasando por su peor momento.

El suicidio en cifras

  • Cada 40 segundos se suicida una persona en el mundo. Solo en España se suicidan 10 personas al día; 3600 personas al año.
  • Las muertes por suicidio son el doble que por accidentes de tráfico.
  • Son 80 veces más que por violencia de género y 11 veces más que por homicidio.
  • Es la primera causa de muerte entre las personas de 15-29 años.

Parece que necesitamos un número para darnos cuenta de la gravedad. Se dice rápido 3600 personas en un año… Hay que humanizar las cifras. Parece que nos queda lejos, pero cualquiera puede perder un familiar, una amistad o suicidarse.

Mitos sobre el suicidio

El estigma hacia el suicidio tiene origen en la religión. Antiguamente suicidarse, quitarte la vida, era un pecado. En Francia arrastraban bocabajo por toda la cuidad a las personas que se habían suicidado, y no podían ser enterradas en tierra santa ni tener un entierro digno. Independientemente de que seas creyente o no, es importante ser consciente de la influencia que ha tenido la iglesia en nuestra visión y el estigma hacia los trastornos mentales y otras cuestiones como la homosexualidad. A continuación, comentamos algunos mitos del suicidio que limitan cómo prevenirlo:

¿Hablar de suicidio fomenta el suicidio?

No. Hablar del suicidio no provoca que la gente se suicide. El problema está en si se habla mal del suicidio o se romantiza. En novelas a veces se vende como un acto de amor o sacrificio. Hay que hablar de suicidio de la manera adecuada, porque así se previene: dando herramientas a la población, estrategias, vías de apoyo y conocimientos…

¿Suicidarse es un acto valiente o cobarde?

Existen dos creencias muy extendidas. Por un lado, culpabilizar a la persona y pensar que tomar la decisión de suicidarse es de cobarde y de no pensar en los seres queridos. Y, a la vez, pensar que es una persona muy valiente por haberse suicidado, porque no todo el mundo podría.

Suicidarse no es ni de valientes ni de cobardes.

No atribuyamos una calificación a algo que no tiene nada que ver con la forma de ser de la persona. Son otros los factores que influyen en el suicidio:

  • Las herramientas de afrontamiento para superar lo que le hace daño.
  • La red de apoyo. Que no se sienta solo.
  • La educación emocional. Los hombres se suicidan más y está muy relacionado con las expectativas sociales que se tienen sobre ellos y el poco permiso que se les da para que expresen sus emociones y se apoyen en su entorno.
  • La edad. Los adolescentes-jóvenes y la tercera edad tienen tasas de suicidio más elevadas. Son edades más susceptibles y con un sentimiento de soledad más acentuado.

Si la persona se siente sola, no ve la salida, que no le hace falta al mundo, que nadie la va a echar de menos… es más probable que se suicide. Sin tener nada que ver con ser valiente o cobarde.

¿Intento de suicidio o llamada de atención?

Una persona que lo intenta es una persona que está pidiendo ayuda. No todos los intentos de suicidio son con la intención de morir, aunque la mayoría sí. Quitemos la visión negativa de la expresión llamar la atención. Las personas que están sufriendo necesitan ese apoyo de sus seres queridos, buscan una movilización del entorno para recibir ayuda.

Todo intento autolesivo merece atención y apoyo. “Llamar la atención” es necesario para pedir ayuda. Independientemente de la forma en que lo digas, la gente sigue sufriendo y muriendo.

¿Qué se esconde detrás de un suicidio?

Entre los factores de riesgo encontramos ser hombre, divorciado y mayor de 40, especialmente mayor de 70. En los hombres se invisibiliza la expresión emocional.

  • Detrás del suicidio hay sentimiento de soledad e incomprensión. Sentimientos que se entierran y no desaparecen, al contrario, se hacen grandes.
  • También podemos encontrar un trauma psicológico o maltrato infantil, de cualquier tipo. Personas que han tenido una infancia marcada por el dolor. Que crecen y cargan una mochila de dolor en la infancia.
  • La crisis económica también ha sido un detonador del suicidio. La pobreza, la ruina, los desahucios. Gran parte de los suicidios se dan en personas con poder adquisitivo o económico medio-bajo. Además, las consecuencias psicológicas del covid-19 han llevado a un aumento de los suicidios en 2020.

Cómo prevenir el suicidio

Si detectas que alguien de tu entorno está mal aquí te dejamos los puntos clave para ayudar a la persona que piensa en el suicidio y cómo prevenirlo:

Identifica las señales

Alguien que vende todo de golpe, que regala sus cosas o que se despide es una señal de alarma.

Prevenir hablando abiertamente

Si tienes dudas de si esta persona está pensando en ello o no pregúntale. Si te dice que no y sigues sospechando puedes decirle cosas como: puedes contármelo, puedes hablar conmigo, no te voy a juzgar, esto le pasa a muchas personas… Conoce hasta qué punto lo tiene pensado y planeado. Cuanto más planeado lo tenga más urgente y necesaria es la intervención.

Muestra tu apoyo y acompaña

Si te dice que sí, ayuda a evitar el sentimiento de soledad. Implícate y acompaña a la persona a que pida ayuda. No tienes que ayudar tú a la persona. No trates de solucionárselo todo, la prioridad es que tenga un buen acompañamiento y apoyo y sentir que puede afrontar él sus problemas.

Estoy pensando en el suicidio

Si te encuentras en esta situación, primero, por favor, no lo hagas. Si ya lo tienes pensado, espérate, date una semana. De acuerdo, ya has tomado la decisión, pero no es necesario que lo hagas ahora. Date todas las oportunidades antes de realizar algo que no tiene vuelta atrás.

Si ya lo tienes pensado, pruébalo todo. Quizá no te ha funcionado la ayuda en terapia, o se lo has contado a un familiar que no estaba preparado para afrontarlo porque no tenía los recursos. Es difícil gestionar la incertidumbre, pero busca otro sitio, pide ayuda en otros recursos… Si en un hospital no te ha funcionado, prueba en otro. La opción de suicidarse está ahí, pero gasta antes todas las opciones.

Las personas que te quieren prefieren ayudarte que asistir a tu entierro.

El suicidio no tiene solución, pero la situación que estás viviendo ahora sí que cambiará. No es tu culpa encontrarte así. Busca entre todos los recursos que se ofrecen, alguien te escuchará y te ofrecerá la ayuda que necesitas. Es agotador, lo sabemos, pero peor será perderte todo lo que queda por vivir. Te falta muchísimo por descubrir y experimentar en tu vida. Tómatelo como una etapa oscura de tu vida de la que vas a salir.

Como siempre, gracias por acompañarnos una semana más, nos escuchamos el próximo domingo. Gracias también por vuestras puntuaciones y comentarios en SpotifyIvoox y en Itunes eso nos ayuda a crecer.

¡Un abrazote!

¿Nos compartes?
Ayuda a que el contenido llegue más lejos

¿Nos puntúas con 5 estrellas?

Humana en constante aprendizaje y evolución además de cofundadora y CEO de Somos Estupendas.

Deja un comentario