Ataque de ansiedad: síntomas, causas y tratamiento

Ataque de ansiedad: ¿lo has vivido? La ansiedad es una emoción que surge ante situaciones ambiguas de resultado incierto, donde se anticipa que puede haber un resultado negativo y nos prepara para responder eficazmente ante ese resultado.

La ansiedad surge en situaciones importantes de nuestra vida cotidiana y en este tipo de situaciones, esta emoción natural supone una reacción de alarma.

”La ansiedad o cuando tu mente va más deprisa que la vida”

Pero si es una emoción natural… ¿por qué me hace sufrir tanto? Cuando esta emoción se vuelve desadaptativa pueden aparecer limitaciones en la vida de la persona, en su capacidad de adaptación al medio que le rodea o malestar psicológico.

Síntomas de un ataque de ansiedad

Se me va a salir el corazón del pecho. Me estoy ahogando. No puedo parar de temblar. Mi mente va más rápida y mis pensamientos me hacen más daño

En un ataque de ansiedad los síntomas de la activación pueden suceder a tres niveles: activación fisiológica, activación cognitiva y activación conductual. ¿Quieres aprender a identificarlos?

  • Activación fisiológica: palpitaciones, pulso acelerado, hiperventilación, temblores, hormigueo, náuseas, sequedad en la boca, sudación excesiva, lipotimia.
  • Activación cognitiva: anticipación de resultados no deseados, preocupación, temor, perdida de control, nerviosismo.
  • Activación conductual: movimientos repetitivos, hiperactividad, evitación, comprobaciones, abandono de actividades. 

Sufrir algunos de estos síntomas puede provocar una pérdida del control autopercibido (sobre la situación, sobre la conducta y sobre la reacción emocional). Además, destacar que un ataque de ansiedad suele implicar el miedo a que ocurra alguna cosa o problema específico.

Ataque de ansiedad: síntomas, causas y tratamiento

Si crees que puedes estar en esta situación quizá sea hora de pedir ayuda. Cualquier momento es bueno para iniciar tu proceso terapéutico y nosotras estamos encantadas de acompañarte con nuestras terapias online.

Puede que los síntomas de un ataque de ansiedad te recuerden a lo que se siente durante un ataque de pánico pero existen diferencias entre ellos. Las principales se recogen a continuación:

  • Desencadenante: en un ataque de ansiedad suele existir un desencadenante específico mientras que en un ataque de pánico no se identifica ningún estímulo en el origen.
  • Diagnóstico: los ataques de pánico aparecen en el Manual diagnóstico y estadístico de trastornos mentales (DSM-5) de la Asociación Americana de Psiquiatría (APA) mientras que un ataque de ansiedad no aparece de manera oficial en las listas de este manual. 
  • Inicio: un ataque de ansiedad se suele desarrollar gradualmente mientras que un ataque de pánico a menudo ocurre de manera repentina e inesperada.

Un ataque de ansiedad puede resultar muy difícil de reconocer para la persona que lo sufre por primera vez.

Causas de un ataque de ansiedad

Como anteriormente se explica, la ansiedad se caracteriza por ser una emoción natural que nos lleva a un estado de alerta. Es por este motivo que será importante descubrir por qué o para qué se dispara esta alarma ante estímulos que objetivamente no lo son.

La ansiedad como mecanismo adaptativo, es buena, funcional, normal y no representa ningún problema de salud. Sin embargo, en algunos casos, este mecanismo funciona de forma alterada y en lugar de ayudarnos, nos incapacita. ¿Qué es lo que puede estar influyendo?

  • Interpretación de una situación como desbordante ante los recursos que tenemos
  • Afrontamiento de situaciones estresantes y acumulación de estrés
  • Para algunas personas, la ansiedad puede estar relacionada con un problema de salud.
  • Tipo de personalidad. 
  • Trastornos mentales. Existen personas que padecen otros trastornos mentales que pueden padecer un ataque de ansiedad.
  • Consumo de alcohol o drogas
  • Haber sufrido situaciones traumáticas

En el artículo sobre 10 causad de la ansiedad podéis encontrar más información acerca de ello.

Tratamiento para los ataques de ansiedad

Una de las características principales de sufrir un ataque de ansiedad, como hemos citado, se trata de que existe un desencadenante específico, una preocupación que llevaba tiempo en ti a la que todavía no has puesto solución. ¿Cuál sería entonces el primer paso? Entender qué es lo que te está pasando con la ayuda de un profesional. 

Informarte de qué es la ansiedad y cuáles son sus síntomas te servirá para poder prevenir un posible ataque de ansiedad. Además, acudir al profesional de salud mental te ayudará a conseguir las herramientas necesarias para gestionar esta emoción de una forma diferente.

La ansiedad lo que provoca en ti es que anticipes resultados negativos en relación a una situación concreta. Si durante el tiempo que pasamos así no hacemos nada es posible que esta gran preocupación que hay en ti te lleve a sufrir algún ataque de ansiedad. A través de la ayuda profesional podrás aprender a reinterpretar esa situación que vives como amenaza a través de lo que se conoce como: reestructuración cognitiva, técnica utilizada para identificar y corregir patrones de pensamiento distorsionado.

Si te has sentido identificada y todavía no te has decidido a comenzar tu proceso terapéutico, aquí puedes encontrar más información acerca del mejor tratamiento para la ansiedad.

La psicoeducación sobre qué es la ansiedad y la búsqueda de ayuda profesional actuarán como factores protectores frente a sufrir un ataque de ansiedad. Como se suele decir, mejor prevenir que curar.

¡Compartir es vivir!

Asegura ser persona antes que psicóloga por vocación y este es su mantra: “Conozca todas las teorías, domine todas las técnicas, pero al tocar un alma humana sea apenas otra alma humana” (Carl Jung). Así es como quiere llegar con cada palabra.

2 comentarios en «Ataque de ansiedad: síntomas, causas y tratamiento»

  1. Muy bue dato de todo , soy una persona muy ansiosa y últimamente he tenido muchas crisis de ansiedad no quiero sentirme más así.. no quiero abrumar me más por la mente… quiero ser como era antes y yo ser quien le gane a la mente … help me please

    Responder

Deja un comentario