Rabia emocional: Cómo gestionarla y deshacerse de ella | Ep. 81

https://somosestupendas.com/talleres-psicologia/sal-de-tu-montana-rusa-emocional/

Hola bonitas y bienvenidas un domingo más al podcast de Somos Estupendas. Hoy nos acompaña Gisela, debutando en el podcast con nosotras para hablarnos de la rabia emocional: cómo gestionarla y deshacerse de ella. Es una emoción que puede perseguirte durante mucho tiempo y hacerte daño tanto psicológicamente como físicamente.

Y antes de escuchar el podcast de este domingo recordaros que ya podéis reservar sesión de terapia con nuestro equipo de psicólogas en Barcelona en calle Aribau 179.

Ahora sí, vamos a conocer más sobre la rabia emocional.

¿Qué es la rabia como emoción?

Es una de las emociones primarias que podemos sentir. Esta muy presente en nosotras y es necesaria. Todas las emociones cumplen una función, así que la rabia no iba a ser menos. La rabia nos alerta de que algo que para ti puede ser un límite o un derecho está siento atacado. Así que, la función de la rabia es una alarma de aviso sobre algo que no te hace sentir bien. La rabia trata de defendernos, de protegernos.

Por ejemplo, sentimos ira cuando algo es injusto, atacan nuestros derechos o los de otra persona o cuando no se corresponde lo que queremos con lo que obtenemos.

La rabia no es una emoción bien vista o permitida para las mujeres. La ira ha estado siempre muy relacionada con la agresividad, aunque no tienen por qué ir de la mano. Se ha asociado por ello la ira a algo negativo, pero, aunque sea desagradable vamos a necesitarla para identificar y poder poner límites en nuestra vida.

Puedes sentir y mostrar ira sin agresividad.

Cómo gestionar la rabia

Para poder gestionar las emociones como la ira o la rabia primero de todo tenemos que permitirnos sentirla e identificarla. La ira nos activa mucho: aumenta nuestra presión cardiaca, las respiraciones y nos afecta a muchos niveles.

A nivel psicológico deberíamos preguntarnos ¿qué me molesta de esta situación? ¿Qué me está provocando este malestar? Una vez logramos entender de dónde viene el malestar será más fácil decidir qué podemos hacer para cuidarnos.

Mucha gente no sabe tolerar la ira o la tristeza de otras personas, se siente incómoda. Cuesta ver sufrir o sentir malestar a alguien en nuestro entorno. No nos enseñan a gestionarlas, sino a huir de ellas, tanto cuando la rabia es ajena como cuando es propia.

Pero, si podemos aceptar nuestra rabia emocional, gestionarla y deshacerse de ella es mucho más fácil. Trabajar en tu inteligencia emocional es algo que te nutre a ti, porque trabajas sobre tus propias emociones y cultivas tu autoconocimiento. Pero no solo es útil para eso, también te ayuda a conocer mejor a las personas de tu entorno y sus dimensiones emocionales, mejorando tu empatía.

Causas de la rabia emocional

Muchas veces sentimos ira, pero detrás de esa ira se está camuflando otra emoción (u otras emociones). Cuando nos centramos en esa ira y no somos capaces de identificar qué hay detrás es cuando esta rabia emocional nos controla y es difícil gestionarla y deshacerse de ella.

La ira a veces camufla otras emociones.

Como deshacerse de la rabia acumulada

Date el permiso para sentirla. Una vez hemos identificado qué estamos sintiendo, como decíamos en un apartado anterior, será necesario que hagas lo siguiente:

Responsabilízate de tu enfado

En muchas ocasiones tendemos desvincularnos o responsabilizar a otros o a la situación. Pero solo cuando nos responsabilizamos de la emoción tenemos la posibilidad de saber qué respuesta vamos a dar con esa emoción.

¿Cómo puedes responsabilizarte? Se trata de encontrar qué es lo que te molesta de la situación y qué límites se están sobrepasando.

A veces pensamos que algo es injusto cuando alguien actúa de una forma que tú no deseas. Tenemos expectativas de cómo queremos que actúe la gente con nosotras, y si esas expectativas se rompen puede aparecer la rabia. Quizá estamos poniendo expectativas irracionales y que no se pueden cumplir.

Date 10 segundos

Parece una tontería, pero el poder otorgarte un espacio para respirar, para separarte de la situación, te ayudará a salir de la rabia descontrolada.

Valora cómo deseas actuar

Una vez has reconocido lo que te sucede y te has dado el espacio piensa cómo quieres responder a esa situación. Quizá prefieres no decir nada y gestionarlo internamente o expresarlo.

Utiliza la asertividad

Siempre que lo expreses con asertividad será perfecto, evitando que aparezcan barreras de comunicación pscológicas. Es importante poder expresar aquello que pensamos y sentimos y pedir respeto a nuestros límites. Habla de cómo te estás sintiendo a raíz de la situación, sin miedo a demostrar que tienes emociones.

Tienes derecho a no saber gestionarlo todo.

Explícalo de forma objetiva sin aprovechar la ocasión para hablar de conflictos anteriores. Puedes ofrecer finalmente una explicación de cómo te gustaría que hubiera sucedido, siempre mostrando empatía.

Haz actividades que te calmen

Para finalizar, siempre puedes acudir a ejercicios o actividades que te hagan sentir bien, feliz, que te relajen. Ya sea pintar, pasear, bailar, hacer relajación… todo lo que sea útil para ti úsalo. Aliméntate de todo que te llene y te ayude a escucharte y gestionar tus emociones.

Ten en cuenta que hacer todo esto que te contamos hoy no puede cambiarse y aplicarse de un día para otro. Es complicado y tienes derecho a no poder gestionarlo todo. Si algo te desborda, no dudes en acudir a terapia con una profesional que pueda acompañarte con la rabia emocional, para gestionarla y deshacerte de ella.

Como siempre, gracias por acompañarnos una semana más, nos escuchamos el próximo domingo. Gracias también por vuestras puntuaciones y comentarios en Spotify y en Itunes, eso nos ayuda a crecer.

¿Nos compartes?
Ayuda a que el contenido llegue más lejos

¿Nos puntúas con 5 estrellas?

(Votos: 2 | Media: 4.5)

Humana en constante aprendizaje y evolución además de cofundadora y CEO de Somos Estupendas.

Deja un comentario