Relaciones a distancia: cómo llevarlas y mantenerlas | Ep. 45

¡¡Bienvenidas un domingo más!! Hoy sí o sí tienes que quedarte, porque os traemos un tema que nos habéis pedido muchísimas veces, las relaciones a distancia. Nos lo explica Ester, psicóloga  y terapeuta de parejas de Somos Estupendas que ya bien conocéis. Además de las relaciones a distancia que ya existían, durante el confinamiento esta situación la han vivido muchas parejas. Hoy comprenderemos cómo gestionarlas con éxito.

Antes de entrar en detalle con las relaciones a distancia, vamos a definir qué es el amor.

El amor es tan complejo que tiene innumerables definiciones. Algunas de estas definiciones son:

  • Es un sentimiento intenso del ser humano que, partiendo de su propia insuficiencia necesita y busca el encuentro o unión con otro ser
  • Sentimiento hacia otra persona que naturalmente nos atrae y que procurando reciprocidad en el deseo de unión nos completa, alegra y da energía para convivir, comunicarnos y crear.
  • Afecto, inclinación y entrega a alguien o algo.
  • Tendencia a la unión sexual.

El amor es universal. Cómo ser feliz en pareja es un aprendizaje primordial en nuestra vida. Esto se debe a que el ser humano necesita amor desde que nace hasta que muere.

Tipos de amor

Así como afirma Stenberg, hay 3 ingredientes principales en una relación de amor: intimidad, pasión y compromiso. Dependiendo de la relación que tengamos estos tres factores estarán más presentes o menos. En la relación de pareja tenemos un proyecto común y compromiso. Compartimos un espacio afectivo y emocional y se pretenden cubrir ciertas necesidades.

Llevar una relación a distancia es sostenible, pero es una fase con fecha de caducidad que debe dar paso a otras para que la relación crezca.

Qué es una relación a distancia

Cuando ya estamos en pareja hay aspectos que pueden aumentar la probabilidad de que la relación continúe en el tiempo y sea una fuente de satisfacción y otras que se estanque o se deteriore y se acabe rompiendo. Una de estas cuestiones son las relaciones a distancia.

Las relaciones a distancia implican una separación física de la pareja, donde el contacto directo no es frecuente y principalmente es telemático. Con las redes sociales es más sencillo mantenerla, pero esta circunstancia también genera ansiedades, infidelidades, etc. El reto es mantener la relación sana y estable mientras la pareja está a distancia.

Cómo llevar una relación a distancia

Los ingredientes que vamos a facilitaros ahora son los mismos que se necesitan para mantener una relación que no es a distancia. La única diferencia es que en las relaciones a distancia estos componentes tendrán que cuidarse con especial atención.

  • Comunicación: en distancia es más difícil hacer partícipe a la pareja de nuestro día a día.
  • Que haya plan de encontrarse: preferiblemente la intención tiene que ser verse en periodos frecuentes, relativamente cortos y no, por ejemplo, cada 6 meses.
  • Confianza: fundamental en las relaciones, especialmente a distancia. Sin confianza no te puedes ir o alejar de la pareja con éxito.
  • Responsabilidad afectiva: ser consciente de que tenéis que informaros de cómo os sentís.
  • Además, revisad los acuerdos.
  • Aprender a regular de forma independiente nuestros problemas, sin cargar a la pareja.
  • Reinventar el afecto y la sexualidad. Tenemos necesidades y a veces queremos compartirlas y conectar con nuestra pareja.
  • Gestionar los celos e inseguridad en la pareja.
  • Ofrecer espacios individuales, que también se van a necesitar.

Cómo solucionar un problema en una relación a distancia

Un pilar básico en la resolución de un problema o conflicto es la comunicación: comprender a la otra persona, explicar cómo nos sentimos, negociar y llegar a acuerdos. Esto ya es complicado en una relación estándar, pero más en una relación a distancia porque se pierde la comunicación no verbal. Los problemas de comunicación en pareja dificultan que nos entendamos y puede llevar a confusiones.

En ocasiones la distancia puede ser positiva porque me da margen de reacción y me ayuda a gestionar mis reacciones y emociones. Da tiempo a pensar qué decir, pero da pie a malentendidos. Pero no podemos utilizar el contacto físico (caricias, besos…) para rebajar la tensión tras un conflicto así que hay que reinventar la manera de transmitir ese afecto a la persona que tienes lejos.

Cómo saber si una relación a distancia está funcionando

El secreto para saber si una relación a distancia está funcionando es la comunicación, va a ser el éxito casi asegurado.

  • Habla en presente, es lo único sobre lo que tienes poder.
  • También sé concisa, no te enredes en mensajes que no tienen importancia.
  • Habla desde tu necesidad y tu petición. En primera persona, no desde el tú, sino desde el yo.
  • No generalices.
  • No mezcles temas.
  • Pide cambios en la conducta del otro, pero no etiquetes.
  • No hagas interpretaciones de lo que la otra persona dice. Quédate con lo que te está diciendo.
  • Elige un momento y lugar adecuados para comunicarte. Ten en cuenta cómo estás tú y cómo está tu pareja.
  • Ten cuidado con la comunicación no verbal.
  • Empieza en positivo: “te entiendo, tienes razón…” y luego expón tu punto.

Preguntas frecuentes sobre las relaciones a distancia

Como sabéis, os preguntamos aquellas dudas que teníais sobre las relaciones a distancia y nos planteasteis cuestiones tan interesantes como las siguientes:

¿Puede ser sostenible indefinidamente?

La relación es cambiante, pasa por diferentes fases y requiere necesidades y disposiciones diferentes. Mantener una relación a distancia constantemente hace que pierdas una parte de intimidad y de evolución. Indefinidamente no es viable.

¿Es un problema aclarar que no quiero una relación a distancia?

Al contrario, es importante poder compartir nuestras expectativas en la pareja. Debemos tener conversaciones sinceras y tener en cuenta que hay que hacer una buena elección de la persona con la que iniciamos una relación. Hablar de nuestros deseos y planes de futuro es fundamental para mantener una relación compatible.

Cómo convivir tras una relación a distancia

Ya sabes que, como cualquier comienzo, es complicado. Hacedlo poco a poco, gradualmente, con grandes dosis de paciencia, comunicación y respetando sus espacios. Conocerás a tu pareja desde otra perspectiva. Comprende que forma parte del proceso y es necesario para que vuestra relación avance.

Cómo es el duelo al dejarlo en la distancia

Superar un duelo por ruptura tiene ventajas e inconvenientes. La ventaja es que la distancia es necesaria, separarse física y emocionalmente, para sanar y centrarse en sí misma. Pero, el inconveniente es que para cerrar el proceso es importante hacerlo en persona, para darle el valor a la relación. Por último, si se rompe a distancia puede llevar a sentir que no se da el valor a la relación y al tiempo compartido.

Quiero que me oigas, sin juzgarme.
Quiero que opines, sin aconsejarme.
Quiero que confíes en mí, sin exigirme.
Quiero que me ayudes, sin intentar decidir por mí
Quiero que me cuides, sin anularme.
Quiero que me mires, sin proyectar tus cosas en mí.
Quiero que me abraces, sin asfixiarme.
Quiero que me animes, sin empujarme.
Quiero que me sostengas, sin hacerte cargo de mí.
Quiero que me protejas, sin mentiras.
Quiero que te acerques, sin invadirme.
Quiero que conozcas las cosas mías que más te disgusten,
que las aceptes y no pretendas cambiarlas.
Quiero que sepas, que hoy puedes contar conmigo.
Sin condiciones.

Jorge Bucay

Como siempre, gracias por acompañarnos una semana más, nos escuchamos el próximo domingo. Gracias también por vuestras puntuaciones y comentarios en SpotifyIvoox y en Itunes eso nos ayuda a crecer.

¡Un abrazote!

¿Nos compartes?
Ayuda a que el contenido llegue más lejos

¿Nos puntúas con 5 estrellas?

Humana en constante aprendizaje y evolución además de cofundadora y CEO de Somos Estupendas.

Deja un comentario