Crisis de identidad: qué es y sus síntomas | Ep. 105

Hola bonitas y bienvenidas un domingo más al Podcast de Somos Estupendas. Hoy vamos a hablar de un tema del que estoy segura de que os habéis encontrado u os encontraréis en algún momento de vuestras vidas: las crisis de identidad, qué es y sus síntomas. Para ello nos acompaña Carlota, psicóloga online del equipo que ya nos había hablado en episodios anteriores sobre la culpa.

Que es una crisis de identidad

Una crisis es un cambio brusco, profundo, intenso, repentino. Se habla de diferentes categorías para hablar de estas crisis… pueden ser esperadas o inesperadas.

Cuando hablamos de crisis vitales y de identidad esperadas nos referimos a momentos de cambio vital, como pasar de la adolescencia a la adultez, o finalizar la carrera y pasar al mundo laboral. Pero a veces nos encontramos en situación de crisis vital sin saber exactamente qué está pasando.

Crisis de identidad en adultos

Las crisis vitales nos obligan a tener que tomar una decisión, a reordenar qué está sucediendo en nuestras vidas. Cuando llegamos a la adultez, quien más quien menos, ya ha vivido una larga lista de experiencias que han asentado su identidad, personalidad y creencias.

Pero todo lo que somos no es inamovible, tenemos siempre oportunidad de cambiar y de reconstruir muchas cosas sobre nosotras. Y las crisis vitales en la adultez, a pesar de ser un mal trago, nos brindan esa oportunidad.

Una crisis vital en la adultez puede dar mucho vértigo, pero nos plantea la posibilidad de nuevos objetivos. Con seguridad aparecerán nuevas cuestiones, preguntas que nos agobien, caminos que nos asusten… Y no tendremos respuesta y solución a todo. Pero con tiempo y respetando tu propio ritmo las cosas van encauzándose y podrás volver a una etapa más estable y tranquila desde un lugar nuevo.

Crisis de identidad en adolescentes

Cuando nos enfrentamos a nuestras crisis vitales nos estamos enfrentando a nuestras creencias, a nuestros deseos, a nuestros valores… Y en la etapa adolescente toda esta parte de nosotras está en plena construcción. Durante construcción de la identidad en la adolescencia puede ser difícil delimitar qué nace de nosotras mismas y qué cosas son impuestas.

Pongamos un ejemplo sobre crisis vitales y de identidad en adolescentes: en esta etapa se nos obliga a decidir unos estudios. Imagina que has tomado una decisión, pero no estás bien con esos estudios. Pero crees que si cambias de estudios no vas a cumplir con la expectativa familiar o con lo que crees que esperan de ti.

Esto dificulta que te pares a pensar qué deseas hacer tú. Lo primero que tienes que hacer es identificar esas creencias. ¿Qué es lo que no te está permitiendo pensar en ti? ¿Qué idea tenías tú de lo que debías hacer?

Si eliminas toda la realidad y el contexto, ¿qué deseo aparece? Observa, cuando piensas en el deseo puramente, cuáles son las limitaciones o pensamientos que te lo impiden.

Síntomas de crisis de identidad

La sintomatología y las emociones que puedes estar experimentando durante una crisis vital puede ser muy intensa. Cada situación es un mundo, una crisis vital se trata de algo complejo y las reacciones son subjetivas y muy personales. Aún así, hay manifestaciones frecuentes, los síntomas de crisis de identidad principales, con las que quizá te identifiques:

Impotencia, desesperanza

Es posible que tengas la sensación de que nada va a mejorar, o que no veas cómo solucionar lo sucedido ni cómo volver a estar bien de nuevo. Esta sensación de tener las manos atadas, o de no ser capaz de llegar a la salida del túnel es muy frecuente en momentos de crisis vital que puede activar una combinación de estados emocionales vinculados a la distima.

Agobio o ansiedad

Ante una crisis vital, una de las manifestaciones más frecuentes son las vinculadas a la ansiedad. La sensación de sobrecarga, de que lo que sucede te viene grande o es demasiado para ti, el sentir que no puedes más… Dispara la ansiedad y sus síntomas.

Culpa

Es posible que te culpes por sentirte mal o bloqueada en esta situación, que te culpes por no estar poniendo solución. Y a la vez, te culpes por exigirte de una manera desproporcionada. Recuerda que hay cosas que a veces nos superan, que nadie puede con todo y que puedes compartir lo que te está pasando y pedir ayuda a personas importantes para ti.

Alteraciones de sueño

Cuando algo nos preocupa y nuestra cabeza no para de rondar esas preocupaciones, de dar vueltas, de mantenerte en un estado ansioso pensando todo el día en el mismo tema, es probable que llegue la noche y tengamos insomnio por ansiedad, que la mente no sea capaz de parar y dejarnos descansar.

Tristeza

Este es el síntoma por el que empezamos a mirar esta crisis, el que nos da el aviso y nos conecta con algo profundo y que duele. Es una tristeza que ocupa todo el día, y nos afecta a la motivación y a las ganas de vivir.

Miedo

El miedo puede aparecer en forma de bloqueo, junto a la sensación de que no puedes resolver las cosas. Quizá lo que antes gestionabas sin ningún esfuerzo ahora te parece algo tremendamente complicado y no te atreves a avanzar.

Ira

A veces esta emoción no la entendemos muy bien, pero la ira aparece mucho en estas crisis de identidad. Normalmente va referida a una persona, pero no podemos identificar por qué. Y es desmesurada e incontrolable.

Como siempre, gracias por acompañarnos una semana más, nos escuchamos el próximo domingo. Gracias también por vuestras puntuaciones y comentarios en Spotify y en Itunes, eso nos ayuda a crecer.

¿Nos compartes?
Ayuda a que el contenido llegue más lejos

¿Nos puntúas con 5 estrellas?

(Votos: 0 | Media: 0)

Humana en constante aprendizaje y evolución además de cofundadora y CEO de Somos Estupendas.

Deja un comentario